Desde el corazón de Sudamérica

0
227
desde-el-corazon-de-sudamerica

Me preguntaba un amigo cómo había nacido este viaje. Qué nos había motivado para perdernos en este gran continente. Sin duda tuvieron que ver las historias que nos contaron los que ya lo recorrieron y les cambió la vida, o las historias que esconden cada rincón de sus montañas, desiertos y selvas. Pero sobre todo por esa inquietud y adrenalina que tienes al lanzarte a lo desconocido.

Supongo que un día nos sentamos frente a un mapa, frente a un continente inabarcable. Pusimos un dedo en Río de Janeiro y otro en Manaos. Teniendo un principio y un final, el viaje ya había nacido.

Todo fue susceptible de cambio. Nos encontramos gente en el camino que nos rompió los esquemas, que nos atrasó y nos aceleró. Hubo autobuses de 10, 20 y 40 horas; caminatas de días enteros, fronteras inhóspitas e historias increíbles de gente con una hospitalidad y calidez que solo te puedes encontrar en Latinoamérica.

De la inmensidad del Amazonas, los horizontes del salar de Uyuni, los paisajes de Atacama o las montañas que rodean el Machu-Pichu, lo mejor es el camino por recorrer. Dejar que el improvisar sea un compañero de viaje más sin saber por dónde te va a llevar.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here